Entrenamiento de la Fuerza de los Músculos Inspiratorios en el Deportista Amateur, mediante el POWERbreathe

04-07-2011
La Fuerza y Resistencia de la musculatura inspiratoria son susceptibles de influenciar el rendimiento deportivo en diversas disciplinas, tal y como se ha demostrado por diferentes autores. Por ello es interesante cara a la mejora del rendimiento físico conocer los métodos que pueden ayudarnos en el desarrollo específico de la musculatura inspiratoria, con el fin de incluirlos en la programación del entrenamiento deportivo y obtener una mejora añadida con su entrenamiento específico.

 

 

  A pesar de que clásicamente se considera que el aparato cardiovascular representa el factor limitante clásico del esfuerzo aeróbico, los músculos respiratorios (particularmente el diafragma) pueden fatigarse en el curso de esfuerzos de larga duración. Incluso desde los trabajos de Dempsey y col en 2008 (“Respiratory System Determinants of Peripheral Fatigue and Endurance Performance”), comienza a tenerse en cuenta el aparato respiratorio como un factor limitante del rendimiento físico de fondo.

  La evaluación espirométrica clásica se está completando últimamente mediante la medición de la Presión Inspiratoria Máxima (PIMax), dado que para muchos autores es el índice más significativo de la funcionalidad de la musculatura inspiratoria.




  Con el objetivo de objetivar los efectos que el entrenamiento de la musculatura inspiratoria con el POWERbreathe tiene en una población de deportistas aficionados o de recreación, Kellens y colaboradores han realizado un estudio en el que han participado 19 personas de entre 18 y 30 años, que de media realizaban 4,3 horas de actividad física, entrenamiento o competición semanales.

  Los participantes en el estudio han realizado un entrenamiento específico con el POWERbreathe durante 8 semanas, consistente en 60 inspiraciones diarias a un nivel de intensidad individualizado. En el período de estudio citado, el valor medio de la Presión Inspiratoria Máxima (PIMax) ha pasado de 139 cm de H2O al comienzo del estudio, a 168 cm de H2O al final, lo que supone una mejora del 22%.

  Kellens y col han publicado el estudio realizado en la revista “Revue des Maladies Respiratoires”, bajo el título “Entraînement de la force des muscles inspiratoires chez le sujet sportif amateur” y en sus Conclusiones refieren que un entrenamiento específico mediante el POWERbreathe durante 8 semanas, mejora de forma significativa la fuerza de los músculos inspiratorios de sujetos sanos.